24h La Rioja.

24h La Rioja.

Arag-ASAJA pide a la Delegación de Gobierno más vigilancia frente al alarmante aumento de robos en fincas rurales.

Arag-ASAJA pide a la Delegación de Gobierno más vigilancia frente al alarmante aumento de robos en fincas rurales.

La organización agraria ARAG-ASAJA ha enviado una carta a la Delegada del Gobierno en La Rioja, Beatriz Arráiz, en la que le demanda ampliar los medios personales así como la vigilancia en zonas rurales ante el aumento de robos y hurtos en explotaciones agrícolas y ganaderas.

La preocupación de ARAG-ASAJA surge tras conocerse el robo de más de 5.000 kilos de olivas en la explotación de un agricultor en Ausejo, y recientemente de otro asalto en un olivar en Cervera de Río Alhama. Además del robo de aproximadamente 1.000 kilos de olivas, los ladrones también causaron importantes daños en los olivos.

Estos delitos no son aislados. También se han reportado robos de maquinaria agrícola en pabellones y de elementos como cercas o comederos para animales en explotaciones agrarias. Los profesionales del campo se encuentran en una situación límite y muchos de ellos no denuncian por la sensación de que no servirá de nada.

Los agricultores y ganaderos expresan su malestar por la escasez de vigilancia y presencia de agentes de la Guardia Civil en la zona. La falta de personal en los cuarteles de La Rioja Baja, especialmente en el de Cervera, ha permitido a los delincuentes actuar impunemente.

A pesar de esta situación, ARAG-ASAJA anima a los agricultores y ganaderos a denunciar los robos o hurtos en sus explotaciones, ya que es la única manera de dejar constancia legal de lo que está sucediendo en el campo.

La organización agraria también reclama a la administración un esfuerzo para ampliar la plantilla de agentes de la Guardia Civil, tal como anunció el Director General de la institución en su reciente visita a La Rioja. Se espera que esta ampliación de personal se haga realidad y que los cuarteles en las zonas rurales de la Comunidad cuenten con suficiente personal para garantizar la seguridad en el campo.