El futuro incierto de la danza y la profesión de bailarín en España: Congreso de Escuelas de Danza en Logroño.

El futuro incierto de la danza y la profesión de bailarín en España: Congreso de Escuelas de Danza en Logroño.

El I Congreso Nacional de Escuelas de Danza con proyecto de Formación Profesional, celebrado en Logroño del 23 al 26 de noviembre, concluyó alertando sobre la difícil situación que atraviesa la danza en España. Este congreso, organizado por la Casa de la Danza de Logroño y patrocinado por el Ayuntamiento y el Gobierno de La Rioja, reunió a escuelas, centros y profesionales de la danza de diferentes regiones de España, quienes evidenciaron los crecientes problemas del sector y la incertidumbre sobre la viabilidad de la profesión de bailarín en el país.

Uno de los principales problemas que se abordaron en el congreso fue la falta de compañías de danza en España, lo que dificulta que los bailarines puedan desarrollar su profesión en su propio país. Esto está afectando tanto a las escuelas privadas como a los centros públicos de formación profesional, ya que cada vez hay menos alumnos y aquellos que se gradúan se enfrentan a grandes obstáculos para encontrar oportunidades laborales en el campo de la danza.

Ante esta situación, el congreso propuso una serie de objetivos y medidas para garantizar el futuro de la danza en España. Entre estos objetivos a corto plazo se encuentran la optimización de los recursos existentes mediante el intercambio de estudiantes entre conservatorios y escuelas privadas, la realización de cursos de verano con especialistas de renombre, la creación de un festival itinerante de conservatorios y escuelas privadas, y el incremento del diálogo entre padres y profesores para que también se conviertan en embajadores de esta disciplina artística.

Asimismo, se hizo hincapié en la importancia de difundir las salidas profesionales de los estudios de danza, así como en la necesidad de ofrecer espacios escénicos adecuados para la formación de los bailarines. Además, se abogó por fomentar la creación de compañías de danza en todas las comunidades autónomas, inspirándose en el modelo alemán, para que los bailarines puedan ejercer su profesión en su propio país y no se vean obligados a emigrar.

Finalmente, se planteó la posibilidad de trabajar en una plataforma que unifique al sector público y privado de centros profesionales de danza, con el objetivo de revertir la situación actual y asegurar un legado para las generaciones futuras. Este congreso, en el que participaron diferentes entidades colaboradoras, ha sido un importante paso para visibilizar los problemas de la danza en España y buscar soluciones conjuntas.

Tags

Categoría

La Rioja